Reabiertas las tumbas de dos sacerdotes de Keops en Giza (27 abril 2015)

Tumbas de los Sacerdotes d
Tumbas de los Sacerdotes de Keops

El lunes 27 de abril se reabrieron al público las tumbas de dos sacerdotes del rey Keops, la de Iymery y su hijo mayor, Nefer Ptah que se encuentran a pocos metros de la pirámide del faraón. Las tumbas estuvieron cerradas desde hace casi ocho años para su restauración, que fue interrumpida debido a los acontecimientos políticos y retomada hace unos seis meses.

El acto fue presidido por el ministro egipcio de Antigüedades, Mamduh al Damati, que en su comunicado a la prensa dijo que reflejan, mediante sus elementos arquitectónicos, las tradiciones religiosas y laborales en el Antiguo Imperio egipcio (2.700-2.350 a.C.).

El ministro añadió que los dos sacerdotes fueron conocidos también por los títulos de supervisor del gran Estado, sacerdote de Jofu (nombre egipcio de Keops) y querido de su maestro.

Las dos tumbas, que se encuentran una al lado de la otra, fueron descubiertas en 1925 por el arqueólogo estadounidense George Reisner y se consideran las más bonitas de este cementerio por las escenas policromadas que adornan sus muros con escenas de la vida diaria durante el Antiguo Imperio.

La tumba del sacerdote Iymery empieza en un portal que lleva a una cámara pequeña que está conectada a otra más grande y ésta a su vez a otra donde hay una puerta falsa que simboliza el umbral entre el mundo de los vivos y el de los muertos, y al fondo una sala de ofrendas.

Las habitaciones están profusamente decoradas con pinturas policromadas donde predominan los colores granate y azul verdoso y entre cuyos temas principales podemos destacar la escena en que aparecen portadores de ofrendas de ambos sexos, la de producción de vino y la que transportan el ajuar funerario.

A la izquierda de la tumba de Iymery, se encuentra la de su hijo Neferbauptah. En la entrada hay dos pilares y detrás está la puerta que lleva a una sala donde hay una estatua del sacerdote tallada en altorrelieve.

Otra puerta da a una cámara con dos pilares y de aquí se pasa a la sala funeraria, donde se pueden ver imágenes sobre sacrificios, recaudación de impuestos y otras actividades.